14 mayo 2011

Hebe Cremades: experta en física solar, dejó la NASA para volver a la Argentina

Tras haber realizado un doctorado en la Escuela de Investigación Internacional Max Planck, y un posdoctorado en la NASA, la Ingeniera en Electrónica y Telecomunicaciones Hebe Cremades volvió a su Mendoza natal.

cremades4

Además de dedicarse a la docencia y a la investigación en la Universidad Tecnológica Nacional de esa ciudad, afirmó en una entrevista concedida a la Agencia CyTA que Internet, y otras herramientas, le permiten acceder a datos de misiones espaciales para seguir realizando investigación de alto nivel.

(Agencia CyTA-Instituto Leloir. Por Bruno Geller)-. Desde que era chica, en su Mendoza natal, tuvo afinidad por las ciencias y la investigación. “Lo que más me apasionaba era todo lo que tuviera que ver con el espacio, desde arriba de la atmósfera terrestre y hacia fuera”, afirma Hebe Cremades, egresada de la Universidad de Mendoza como Ingeniera en Electrónica y Telecomunicaciones e investigadora del CONICET en la Facultad Regional Mendoza de la Universidad Tecnológica Nacional.

En esa época no imaginaba que iba a terminar realizando investigaciones para la NASA, en Estados Unidos. Antes de trabajar para esa agencia espacial estadounidense, una vez terminada la carrera de ingeniería, obtuvo una beca con fondos de la Agencia Espacial Alemana para realizar su doctorado, en el marco de la Escuela de Investigación Internacional Max Planck.

-¿Cuáles fueron los primeros temas de investigación a los que se dedicó?

Había varios temas para elegir relacionados con objetos del sistema solar, que iban desde el Sol hasta planetas específicos, pasando por satélites, cometas, y asteroides. Mi tesis doctoral trató sobre la caracterización tridimensional de las eyecciones coronales de masa solares, que son inmensas burbujas de plasma y campo magnético expelidas por el Sol. Al llegar a nuestro planeta, estas entidades pueden interactuar con la magnetósfera terrestre (región del espacio que sirve de escudo ante situaciones adversas de radiación y viento solar). Estas interacciones pueden conllevar efectos adversos para las comunicaciones, las líneas de alta tensión para transporte de energía, y los astronautas, entre otros. Por ello, es importante poder predecir el acontecimiento de estos eventos solares.

-¿En qué proyectos de la NASA participó?

Durante mi estadía en Alemania trabajé con datos de la Misión SOHO, un esfuerzo conjunto de la NASA y la Agencia Espacial Europea (ESA). Luego fui al Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA, y estuve involucrada en la preparación de la Misión STEREO, lanzada en 2006 en forma de dos satélites gemelos para estudiar el Sol.

-La NASA informó que a comienzos de este año, la Misión STEREO logró sacar una imagen de 360 grados del Sol por primera vez, ¿podría comentar la relevancia de este hecho y cómo fue posible obtener una imagen de este tipo?

Este hecho es revolucionario. Las naves gemelas que conforman la misión STEREO viajan alrededor del Sol siguiendo aproximadamente la órbita terrestre, una por delante y otra por detrás de la Tierra. La órbita real de cada una de ellas es tal, que el efecto final es una separación de 22º por año con respecto a la Tierra. Ha llegado el momento en que ambas están a 90º de la Tierra y a 180º entre sí, lo que implica que por primera vez en la historia de la observación solar es posible visualizar la cara del Sol que no vemos de forma completa e instantánea. Una de las tantas implicancias directas es, por ejemplo, la posibilidad de identificar unívocamente la región fuente de una eyección coronal de masa.

-¿Podría haberse quedado más tiempo trabajando en la NASA?

Sí, se presentó la posibilidad de quedarme en NASA a largo plazo. Había llegado el momento de decidir si quería quedarme por tiempo indeterminado en el exterior, o si quería regresar a Argentina. Finalmente decidí volver a mi ciudad natal por los afectos, para seguir formando futuros investigadores a través de la docencia y también porque era posible seguir haciendo investigación de punta en el país.

-¿Qué líneas de investigación desarrolla en la actualidad?

Continúo investigando las emisiones solares de radio de baja frecuencia. Su estudio permite mejorar los modelos de predicción de la hora de llegada de las eyecciones coronales de masa solares a la Tierra a las que me referí y que afectan las telecomunicaciones, entre otras actividades humanas. Asimismo realizo estudios que apuntan a la caracterización de estas eyecciones coronales de masa solares, de su estructura interna, sus dimensiones, su dirección real de propagación y sus regiones fuente en el Sol, entre otras variables. Una mejor comprensión de su naturaleza y de los fenómenos relacionados nos llevará a poder elaborar métodos eficaces de predicción. Por otro lado, estoy participando activamente de la organización de un Simposio científico especializado de la Unión Astronómica Internacional, que se llevará a cabo en la ciudad de Mendoza en octubre de este año.

- ¿Qué herramientas emplea para continuar con sus proyectos de investigación?

Mi herramienta fundamental de trabajo es Internet. Es la única forma inmediata de acceso a los datos que tengo, ya que estoy físicamente aislada de las fuentes. Afortunadamente la política de datos de las misiones solares con las que trabajo está basada en el libre acceso, promoviendo el máximo aprovechamiento de los datos para una mejor obtención de resultados. Gracias a ello, todos los datos que necesito para mis investigaciones están disponibles en la gran red. A su vez, trabajo con un conjunto de librerías de software y bases de datos elaboradas específicamente por la comunidad científica de física solar.

-Además de la investigación, ¿la docencia se ha convertido en una actividad importante de su carrera?

Así es. Por esta experiencia que viví, siempre trato de transmitirles a mis alumnos que nunca bajen los brazos ni piensen que algo está fuera de su alcance. Año a año, las posibilidades de llegar a trabajar en lo que uno realmente desea se vuelven cada vez más plausibles. La globalización ha permitido esto, ya que en algún lugar del mundo está el trabajo soñado de cada uno, alcanzable a través de metas claras, esfuerzo, y constancia.

Hebe Cremades -egresada de la Universidad de Mendoza como Ingeniera en Electrónica y Telecomunicaciones- trabajó en la NASA y ahora se desempeña como docente e investigadora del CONICET en la Facultad Regional Mendoza de la Universidad Tecnológica Nacional.

Créditos: Gentileza de la doctora Hebe Cremades

Fuente : Agencia CyTa

http://www.agenciacyta.org.ar/2011/03/hebe-cremades-experta-en-fisica-solar-dejo-la-nasa-para-volver-a-la-argentina/

Categorizado | Investigación en argentina

1 Comentarios por este mensaje

  1. jesús melero mora Says:

    Si fijamos nuestros intelectos en los profundos abismos que se abren en la ciencia y en el espacio, si recorremos con nuestra vista esos picachos coronales en la morada de la luz,veremos como se alejan lentamente sin apenas disiparse,para que mi vista asombrada les siga hacia oriente,como globo que cruza el espacio.A medida que se adelantan,se disuelven,y parecen cambiar de forma,hasta lo invisible de la radiación.
    Tendida está allí majestuosamente,en sus cojines inundados de sol, una figura colosal,parecida a una divinidad;la Tecnología.Sí,Venus o Hebe será,porque es de mujer el bello y sublime rostro que se presenta ante mi vista.¡Ah! Ya todo se disipa y la radiación informe se detiene en oriente,haciéndome el efecto del lejano y escurridizo neutrino ,atravesándome hasta el alma y sin reflejarse como imagen de otros tiempos en el éter.Sin embargo,me envuelve un vapor tibio y grato que serena mi frente cuando presiento un magnetismo solar en mi pecho, y que toma forma medida que se levanta en el aire.
    Semblante encantador,sol newtoniano de prismas y espectros,sol einsteiniano de luces cuantificadas,magnetismo eléctrico de Maxwell.Sé muy bien cuál es tu física,pues no puedo ignorarlo tratándose del fondo del infierno.En las altas regiones del abismo donde se consume el sol en su llama eterna,donde se expele tumultuosas llamaradas que podrían hacer estallar la corteza de la tierra con espantoso estruendo,se esconde el misterio que por tí será revelado Hebe.
    ¿Cómo explicar esa erupción solar? Nada ha podido el filósofo comprender.Es curioso ver a los diablos hablar acerca de lo creado.

Deja una respuesta

NO se publicarán comentarios que contengan insultos o malas palabras


3 + 7 =


Estimados amigos:
Este sitio no recibe apoyo privado ni estatal. Preferimos que sea así para poder publicar lo que consideramos "buenas noticias" sobre nuestro país de manera independiente. Si te gusta este sitio y querés colaborar para que sigamos online seleccioná un monto y hacé click en Donar.
Gracias por leernos y por tu colaboración!!
Donar:

Las Malvinas fueron, son y serán argentinas!

Humor


CALOI | caloi.com.ar


51.gif


DANIEL PAZ & RUDY | Página 12

Daniel Paz & Rudy